0
Los orígenes
Los habitantes de la Navarrería obtienen el privilegio de tener mercado los sábados.
0
Emplazamiento actual
El 22 de mayo se inaugura el actual mercado, con un coste de 296.000 pesetas.
0
Cambio Radical
El Proyecto Cambio Radical supone la renovación estética y de gestión del Mercado de Santo Domingo

En el año 1.324 se reconstruye la Navarrería y el rey Carlos el Calvo otorga a sus habitantes el privilegio de tener mercado los sábados, en torno a la puerta del castillo del rey (Castillo viejo) y el almacén real de grano (Chapitel), aproximadamente en el lugar que ahora ocupa la plaza del Castillo.

Puerta de la Plaza Santiago (1924).

El mercado de la puerta del Castillo viejo fue desplazándose hacia la zona del actual Ayuntamiento, por ser allí donde se encontraban los principales caminos que comunicaban los Burgos (C/ Nueva, C/ Mercaderes, C/ Chapitela).

Pocos años después, en 1.342 hay noticias de que se construyen algunas casas frente a la torre de la Galea, puerta del Burgo de San Cernin, en el lugar que hoy ocupa el Ayuntamiento. A su lado se establece un comercio estable de hierbas y vasijas y se ajusticia a los condenados.

En 1.423, reinando Carlos III, se promulga el Privilegio de la Unión, por el que las tres poblaciones pasan a regirse por una administración común. En él se acuerda construir una nueva Casa de la Ciudad, la Jurería, en el solar del Ayuntamiento actual. La plaza frente a la entrada de la Jurería y las calles adyacentes se consolidan entonces como el lugar del mercado.

En 1.565 el Ayuntamiento adquiere unos terrenos detrás de la Jurería para instalar las “carnicerías”….. para que estén todas juntas…. Se llamó a este lugar la “Plaza de Abajo” para diferenciarla de la “Plaza de Arriba” frente al Ayuntamiento, donde siguió celebrándose el mercado de frutas y verduras.

El 4 de julio de 1565, el Regimiento acordó: “se tome la huerta de Antón Caparroso y sus herederos, toda o lo que fuese necesario para hacer plaza y en ella las carnicerías, porque estén todas juntas y los tendidos para los corderos”.Así es como comenzó el mercado general de la Ciudad, en el que a excepción de la fruta que se vendía en la Plaza de Arriba (Plaza Consistorial), se podían comprar toda clase de alimentos.”

En 1.769 se construye en la Plaza de Abajo un nuevo edificio de grandes dimensiones, El Pósito. En la planta baja, en torno a un amplio patio con soportales, se instala el mercado. Las carnicerías y pescaderías ocupaban tres alas quedando reservada la cuarta para los puestos de verdura y otros comestibles.

Cuando el tiempo era bueno se utilizaba también el patio para la instalación de puestos eventuales.

En la planta primera se almacenaba el grano y en la segunda la harina y el salvado.

En 1772 el Ayuntamiento dicta unas órdenes relativas a la limpieza de desperdicios en el mercado. Para facilitar la recogida de basuras se dispone un basurero en la parte posterior del Pósito, en el lugar que ahora ocupa el Zacatín, trasladándose también allí un abrevadero que estaba situado hasta entonces en una esquina del Almudí.

En 1854 se elimina el abrevadero y se construyen en el lugar del Zacatín o plaza del Baratillo, unos tinglados de chapa de zinc sobre soportes metálicos, para instalar en ellos puestos de carnes y verduras en los días de aglomeración. Estos tingados permanecieron allí hasta la primera década del siglo XX.

En 1862 se construye el nuevo edificio del Vínculo para trasladar a él el depósito de grano, quedando así liberadas las dos plantas superiores del Pósito.

Interior del mercado.

En 1864 se prohíbe la venta de frutas en la plaza de Arriba, obligando a los usuarios a trasladarse a la primera planta del Pósito. La planta superior se destina a diversos usos. Dará alojamiento al Juzgado Municipal, al primer Orfeón o Academia de Música de Pamplona y a la Caja de Ahorros Municipal.

El 22 de diciembre de 1864 se obligó a todos los puestos de venta situados fuera del mercado a trasladarse a él (suprimiendo todos los puestos existentes en la Plaza de la Fruta o Plaza de Arriba), con el fin de centralizar todos.

El 26 de junio de 1866, el Ayuntamiento acordó que: “la Plaza de la Fruta tenga en lo sucesivo el nombre de Plaza Consistorial”.

En la noche del 21 al 22 de mayo de 1875 un voraz incendio destruyó el Mercado de Santo Domingo. Al día siguiente se instaló un mercado provisional en los bajos del antiguo convento de San Francisco. Las obras comenzaron en abril de 1876.

El Almudí situado en las traseras del Ayuntamiento se convierte en mercado provisional.

En 1877 se derriba el Almudí y se inaugura el actual mercado en el mismo solar del antiguo Pósito.

El 22 mayo de 1877 se inauguró el actual Mercado, construido por Villanueva y supervisado por el arquitecto de Vitoria, Martín de Sarasíbar. En la nueva construcción se adquirieron 40 columnas de hierro fundido, que en parte soportan la planta superior, aprobada su compra en sesión del Ayuntamiento de fecha 29 de marzo de 1876. El coste total de este edificio ascendió a la cifra de 296.336,- pesetas.

Año 1986.- Se realiza una remodelación en el año 1986. En el proyecto de remodelación intervinieron los Arquitectos: D. Jesús y D. Javier Martínez Oroquieta, D. Javier Contreras, D. Javier Esquisábel, D. Vicente González y D. Javier Silván.

Año 2004.- En el año 2004, y como consecuencia del Convenio de Gestión firmado en abril de 2003 entre el Ayuntamiento de Pamplona y los comerciantes del mercado, la gestión del mercado pasa a ser llevada por los propios comerciantes, creando una S.L., denominada “Mercado de Santo Domingo, S.L.” y se realiza una remodelación, dejando libre una de las alas superiores para la instalación de una mediana superficie, con la enseña de Caprabo.

Puerta de la calle Mañueta, decorada con un grafiti alusivo.

El proyecto de remodelación del año 2004, se realiza por uno de los arquitectos que intervinieron en la remodelación del año 1986 (D. Javier Esquisabel), en realidad, no se modifica prácticamente nada con respecto al proyecto de 1986, salvo una nueva acometida de incendios, modificación y cambio de puestos para agruparlos y dejar un espacio, en el ala Norte superior para la instalación de la mediana superficie con la enseña de Caprabo, colocación de aislamiento en el tejado, dejando a la vista las vigas tipo Polonceau, y pintado de todo el mercado, eliminación de una de las escaleras de acceso interior entre las dos alturas del mercado, para dotar de más superficie a Caprabo.

En el Año 2013 se inicia en el Mercado el proyecto “ Cambio Radical”, previsto para tres años que supone una renovación estética y de gestión de los puestos.

En mayo de 2014 se inician las obras para la puesta en marcha de un café teatro en el ala oeste del edificio del mercado que previsiblemente supondrá un revulsivo para la dinamización, no solo del mercado sino de todo el Casco Antiguo.